Septiembre ¡vamos allá!


Este no es un septiembre más. Con la llegada del mes de septiembre da comienzo el curso escolar y el político. Tras el periodo estival llega la antesala del otoño,  es una especie de vuelta a empezar en lo cotidiano, en el día a día. Las emisoras de radio y televisión estrenan programación, la liga de futbol invade las informaciones. Nuevos propósitos, objetivos, actividades y metas en el intento de mejorar y mejorarnos.

 Septiembre de 2012 abre un calendario de otras realidades, de nuevas dificultades y retos que nos harán experimentar un apocalipsis, una sensación de estar caminando marcha atrás y/o cuesta arriba, de ir sorteando obstáculos permanentemente o escollos serios incluso para la propia supervivencia doméstica además de la comunitaria y hasta no se sabes cuándo; ¿de quedarnos en casa?, ¿de aislarnos? ¿de no consumir? ¿de ahorrar?.

Bajan los termómetros, sube el desempleo, la precariedad, los minijobs, la bajada de salarios y derechos, el incremento de las jornadas laborales, el alza de precios de la energía y por tanto en transportes; la subida del IVA, el temor o intranquilidad ante los reales decretos, ante los anuncios e informaciones de los medios de comunicación, ante lo que pasa y nos pasa o puede pasar trastoca expectativas y rebaja esperanzas. No es fácil salvaguardar nuestra dignidad colectiva e individual.

En septiembre ¡vamos allá!

 Vamos allá a sabiendas de que queda como historia el estado de bienestar y democracia.

Vamos allá aunque pretendan ¿imitar a los chinos en su dedicación al trabajo con horarios interminables?.

Vamos allá a pesar del descenso del consumo que bien sabemos es una variable que supera más del 60% del PIB.

 Vamos allá poniendo en juego todas nuestras capacidades de cambiar el curso de  las previsiones.

 Vamos allá ya que no todo depende de los demás, implicándonos.

 Vamos allá con firme convicción de que no es lo que pasa que es muy importante el cómo vivimos lo que nos pasa y creer que con el empuje de nuestro compromiso personal y social podemos emerger del fango de la falta de horizontes.

Vamos allá con ánimos más altos que la propia prima de riesgo, haciendo cosas.

Vamos allá con imaginación, creatividad dejando de lado el individualismo, conviviendo, porque vivir es convivir.

¡Vamos allá!

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo ONGs

Una respuesta a “Septiembre ¡vamos allá!

  1. eduardo

    vamos allá, guapa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s